Depilación Láser Elche | Tel: 965 46 03 29

Cada vez son más hombres los que deciden eliminar el vello de zonas como piernas, pecho o la espalda. Fue uno de los primeros retos a los que los hombres se enfrentaron hace ya unos cuantos años. Aunque en un principio la cera y la depilación eléctrica eran los métodos más comunes, no daban el resultado esperado e incluso producían bastantes molestias. Hoy en día, la fotodepilación espalda es la opción más destacada para acabar con los vellos de esta zona.

Se debe tener en cuenta que el vello masculino es mucho más grueso que el femenino y son muy poco flexibles y poco fácil de depilar con los medios convencionales sin provocar daño o sin conseguir buenos resultados.

La fotodepilación masculina

Gracias a las nuevas tecnologías aplicadas a la estética, se pueden conseguir los mejores resultados sin producir ninguna clase de daño a la piel. Esto asegura una imagen perfecta, especialmente para el verano para muchos hombres, quienes podrán lucir su cuerpo sin vello en ninguna parte de su cuerpo.

La energía que tiene el haz de luz es captada por el pigmento natural que tiene el pelo y se convierte en calor. En este caso, ese calor, quema la matriz del pelo, es decir, el folículo piloso, lo que hace que no vuelva a salir de nuevo.

A medida que se van repitiendo los tratamientos, el vello acaba desapareciendo por completo, aunque hay que hacer una revisión cada determinado tiempo para controlar que el vello no ha vuelto a salir y el aspecto es el esperado.

Otro aspecto a tener en cuenta es el número de sesiones, las cuales están ligadas al grosor del vello, a lo fuerte y oscuro que sea. Lo normal es que no pase de las 10 sesiones espaciadas entre sí para conseguir el mejor resultado.